Revelaciones sobre el reclutamiento de cubanos en Rusia

Jóvenes cubanos fueron reclutados para luchar por Rusia en Ucrania

En un sorprendente giro de los acontecimientos, ciudadanos cubanos han sido reclutados para unirse a las filas del ejército ruso y participar en el conflicto en Ucrania.

Familiares, amigos y algunos de los cubanos enlistados que actualmente se encuentran en territorio ruso han compartido sus testimonios.

Yamidely Cervantes, una costurera cubana, relató cómo su esposo, Enrique González, un albañil de 49 años, partió de su hogar en el pequeño pueblo de La Federal el 19 de julio para unirse al ejército ruso en Ucrania.

Posteriormente, González le transfirió parte de su bono de contratación de alrededor de 200.000 rublos (2.040 dólares), que Cervantes recibió en pesos cubanos, según su testimonio.

Esta suma de dinero representó un ingreso inesperado en medio de las dificultades económicas que enfrenta la población cubana, superando en más de 100 veces el salario estatal mensual promedio de 4.209 pesos.

La comunidad de La Federal, ubicada en las afueras de La Habana, donde el desempleo afecta a uno de cada cuatro residentes según datos de 2022, ha sentido de manera aguda la presión económica.

Al menos tres hombres de esta comunidad han partido hacia Rusia desde junio, y al menos uno de ellos vendió su casa anticipando su viaje.

Así también, otros cubanos reclutados en repartos cercanos a La Habana. Estos individuos provienen de diversos ámbitos laborales, desde la construcción hasta la telefonía estatal.

Once de ellos han viajado a Rusia, mientras que otros siete cambiaron de opinión en el último momento.

Las entrevistas con estos hombres, junto con testimonios de amigos y familiares, y la evidencia de mensajes de WhatsApp, documentos de viaje, fotografías y números de teléfono proporcionados para respaldar sus historias, arrojan luz sobre cómo los cubanos están siendo reclutados masivamente para apoyar la maquinaria de guerra de Moscú en Ucrania.

Tanto el Kremlin como el Ministerio de Defensa ruso no han respondido a las preguntas sobre el reclutamiento de cubanos en su ejército, y el gobierno cubano tampoco ha ofrecido comentarios sobre el asunto.

(Le puede interesar: Nayib Bukele lidera encuestas en El Salvador)

La noticia de los cubanos que se unen al ejército ruso llegó a los titulares este mes, cuando el gobierno de La Habana, un antiguo aliado de Rusia que asegura no estar involucrado en la guerra en Ucrania, anunció el arresto de 17 personas vinculadas a una red de tráfico de personas que instaba a los cubanos a unirse a la lucha en Moscú.

No se ha podido confirmar la identidad ni la fecha de arresto de los implicados en esta presunta red.

Los reclutas se ofrecieron voluntariamente para viajar a Rusia y trabajar para el ejército, en respuesta a propuestas publicadas en las redes sociales por un reclutador que se hace llamar “Dayana”.

En La Federal, por ejemplo, nueve de los reclutas se alistaron para participar en el conflicto armado, mientras que en Alamar, un suburbio del este de La Habana, la mayoría de los cinco hombres se inscribieron en roles no combatientes, como construcción, embalaje de provisiones y logística.

En una videollamada realizada desde una base militar rusa en las afueras de Tula, al sur de Moscú, Enrique González, el esposo de Cervantes, confirmó que era uno de los 119 cubanos que se estaban entrenando en ese lugar.

González afirmó que, al llegar a Rusia, había firmado un contrato de trabajo para el ejército. Aunque no estaba claro a dónde serían enviados, González reconoció que estaban preparándose para una zona de guerra.

Tanto Ucrania como Estados Unidos han expresado su preocupación por esta situación. El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Ucrania, Oleg Nikolenko, confirmó que la embajada de Ucrania en La Habana se ha puesto en contacto con las autoridades cubanas al respecto.

El Departamento de Estado de Estados Unidos también está siguiendo de cerca la situación y ha manifestado su inquietud por los informes que sugieren que jóvenes cubanos han sido engañados y reclutados para luchar en favor de Rusia.

Este inusual reclutamiento de cubanos comenzó poco después de que el presidente Vladimir Putin emitiera un decreto en mayo que permitía a los extranjeros que se enlistaran en el ejército ruso obtener la ciudadanía rusa de forma acelerada, junto con sus familias.

La oferta de trabajo del ejército ruso comenzó a circular en La Federal en junio a través de redes sociales como Facebook, Instagram y WhatsApp, siendo Dayana la persona de contacto mencionada en la mayoría de las propuestas.

Más de dos docenas de jóvenes en La Habana y sus alrededores han confirmado la magnitud de este éxodo.

A pesar de la incertidumbre inicial, algunos cubanos como Yoan Viondi han decidido no continuar con el proceso, reconociendo que sabían a lo que se estaban comprometiendo.

Viondi compartió que mantenía contacto con al menos cuatro amigos que habían firmado contratos con el ejército ruso y que, según su conocimiento, se encuentran bien en Ucrania.

La difícil situación económica que enfrenta Cuba con escasez de alimentos y otros productos básicos, ha motivado a algunos cubanos a considerar estas oportunidades, a pesar de los riesgos y desafíos que implica unirse al conflicto en Ucrania.

La historia continúa evolucionando a medida que se revelan más detalles sobre este inusual reclutamiento de ciudadanos cubanos para el ejército ruso, un fenómeno que ha generado preocupación y controversia tanto a nivel nacional como internacional.

Con información de: Reuters

Lea todas las noticias de América Latina aquí